ECOLALIA

20060106124012-ecolalia.jpg

A las nueve y media de la mañana, la tercera llamada de José me pilló con la paciencia agotada por las cuatrocientas y pico llamadas anteriores: José, como la mayor parte de los habitantes de mi pueblo, no tiene ninguna enfermedad neurológica grave, salvo una estulticia cuidada y abonada con un vocabulario de cien palabras y dos o tres temas de interés exclusivo: la comida, el tiempo y las enfermedades.
-Dígame.
-Hola. ¿Qué estás haciendo?
-José: has llamado en dos horas tres veces para preguntarme qué hago. Ya te lo he explicado: estoy corrigiendo los exámenes... me interrumpes y no me dejas concentrarme. Por favor, no me llames más.
- Es que he venido a almorzar, y mientras se fríen las longanizas, te da tiempo a acercarte... he puesto media docena más a la lumbre. Las hago bien fritas, a fuego lento... porque si no, se queman por fuera y están crudas por dentro, y se indigestan... Como tuve una úlcera hace quince años, tengo que tener cuidado... Venga, vente a almorzar conmigo...
-José, y me da igual como te gusten las longanizas, no me interesa. Ya te he dicho que me aburre oír hablar de comida, del tiempo y...
-Si, bueno, si no puedes venir a almorzar, quedamos esta tarde a merendar... no hace frío, aunque se va a levantar cierzo...
-No, no, y no.
-Mujer, bien tendrás que merendar algo...
-José, escucha, no me apetece, no quiero, me aburro con tu conversación, siempre me cuentas lo mismo una y mil veces, a ver si lo entiendes de una vez...
-Oye, ya te llamo luego, que se me van a quemar las longanizas...

Media hora después, cuando estaba intentando saber qué sabía Ramoncín P. sobre las “gerras punicas” y como había logrado introducir al Señor de los Anillos enmedio, volvió a sonar el teléfono. José otra vez.
-Si.
-Que se me quemaban las longanizas y he tenido que colgar, porque a mí me gustan a fuego lento, bien fritas, y hay que irles dando la vuelta, que si no me da acidez... y te he dejado con la palabra en la boca...
-José, que no me llames más. ¿Lo entiendes? Que no me llames más, que no me llames más
–grité llena de ira. Y colgué.
Suena el teléfono. Es José.
-Oye, que se ha cortado...
-No, José, no se ha cortado, he colgado yo.
-Es que no hemos quedado en nada aún para la merienda...
-José, no quiero quedar contigo, ya te he dicho que me aburres, que siempre hablas de comida, del tiempo, de tu úlcera... que repites siempre lo mismo ¡Qué me aburres y estoy harta de tus llamadas y de tu conversación! ¿Me has entendido?
-Bueno, mujer, tú también me dices siempre lo mismo, qué le vamos a hacer,  te repites más que la morcilla de cebolla... pero eso no quita para que merendemos... ¿o es que para divertirse hay que matarse de hambre?

Gatopardo

06/01/2006 12:40. Editado por Gatopardo enlace permanente. RELATOS

Comentarios > Ir a formulario

gravatar.comAutor: felipe

Prometo, no hablar de los mismo, hablemos de otras cosas...que no sea del tiempo, la úlcera y la comida, ... un abrazo

Fecha: 06/01/2006 14:54.


gravatar.comAutor: joan

me recuerda a una canción de camilo Sesto...cómo era? "hablemos de algo...callar es peor" :)

Fecha: 06/01/2006 15:17.


gravatar.comAutor: Juan Cosaco

Hombre, yo creo que esa mujer es muy dura con José... un poco snob, ¿no?
Perdona si es un relato autobiográfico y te he ofendido.
Yo me veo muchas veces hablando de lo mismo, así que me identifico un poco con José.
Saludos

Fecha: 06/01/2006 16:57.


gravatar.comAutor: espartako

Gracias por la recomendación de la pagina http://www.cinicos.com/cinicos.htm, voy a echarle un vistazo. Aunque anteriormente he leído algo de Diógenes de Sinope, pequeñas historias sobre su vida, para algunos estrafalaria.

A Roberto Bolaño también se le acusaba de parecerse un poco a él. A ambos los he leído cuando ya poseía yo esta personalidad, así que influencias directas de ellos no tengo. Pero ambos hay que reconocerlo me encantan. Sobre todo las entrevistas de Bolaño que son muy divertidas, tiene un humor bastante peculiar.
Gracias por tenerme como link.

Saludos a todos.

Fecha: 06/01/2006 18:24.


gravatar.comAutor: Fabrizio

Pues ese José sí que es insistente, ese no acepta un no por respuesta. Pero hay que ver el lado positivo, por lo menos sabe hacer bien las longanizas. ¡Buen relato!

Fecha: 06/01/2006 19:07.


gravatar.comAutor: espartako

Supongo que Zuriñe lo hará mejor que yo...gracias por la atención prestada. Estaré atento a Radio Mai,pues me da curiosidad oirla en la voz de otra persona.

saludos

Fecha: 07/01/2006 03:21.


gravatar.comAutor: genista

en este pueblo quisiera vivir yo! qué gente bien plantada! donde vivo no se lleva esta rotundidad. si el autor se basa en un pueblo real, arriesgo que es castellano, numantino, de soria, logroño... ¿será? gente sin vueltas... simpático diálogo

Fecha: 16/01/2006 04:44.


Añadir un comentario



No será mostrado.





Gatopardo

Es norma de Gatopardo,
si alguien se pone a tiro,
sea plebe, sea duunviro,
que no se escape sin dardo.
Si la víctima en cuestión
es melifluo y sin humor,
y persiste en el error,
va derecho al paredón.
Si es honesto ciudadano,
observador de la ley
y santurrón como buey,
le colgamos un campano.
Si mujer y sufridora,
y nos cuenta su diario,
que alegre su antifonario
y se haga acosadora.
Si tiene cierto interés
por mostrar carné y nombre,
que luego no se asombre
si recibe algún revés.
Bienvenidos los goliardos,
golfos, rebeldes y bordes,
mentes inmisericordes,
por apellido: Bastardos
Y que no nos den la lata
ni meapilas ni legales:
somos los Irregulares,
somos gente de Zapata.

Temas

Archivos

Enlaces

Bitacoras.com

TOP Bitacoras.com para México


http://gatopardo.blogia.com