Facebook Twitter Google +1     Admin


RIPIOS A UNA DEPOSICIÓN JURÍDICA

20091223221515-daumier.jpg

(...) "la protección constitucional al derecho a la información se refiere a los medios de comunicación social  -televisión, radio o prensa escrita-, pero debe matizarse, que Internet, no es un medio de comunicación social en sentido estricto, sino universal"

Deposición sentenciosa
ha dictado el Magistrado:
con  lógica aguardentosa
y el rigor abellotado.
Lo social viene de socio;
lo universal de universo;
lo sabe el más beocio:
Internet es lo  perverso.
Acatamos su sentencia:
con el debido respeto;
pero, diga su eminencia:
qué quiere decir con esto,
adónde quedó su ciencia,
y cómo tiene el careto.

La glamourose cabra

Dibujo de portada: Honoré Daumier

 

23/12/2009 15:15. Editado por Gatopardo enlace permanente. LA GLAMOUROSE CABRA

Comentarios > Ir a formulario

gravatar.comAutor: Declaración de Reporteros sin Fronteras

Reporteros sin Fronteras están indignados por la condena a 21 meses de prisión para el director de la Radio Cadena SER, Daniel Anido y el Director de Información, Rodolfo Irago, por haber publicado, en 2003, en la web de la Cadena SER, una lista de 78 personas afiliadas indebidamente al Partido Popular (PP, oposición) en la región de Madrid. Los dos directivos de la SER también han sido condenados a indemnizar a los demandantes, cuyos nombres figuraban en la lista, y no se les permite ejercer como periodistas durante los 21 meses de su condena. En espera de la sentencia de apelación, Rodolfo Daniel Anigo Irago siguen libres.

"El veredicto es verdaderamente escandaloso, desproporcionado e indigno de un país miembro de la Unión Europea. Es inaceptable que los periodistas sean condenados a prisión o se les prohíba ejercer su profesión, simplemente por realizar su misión de informar exhaustivamente. La "revelación de secretos en Internet" que ha motivado la decisión del juez constituye el deber de una investigación libre de la prensa",

"El derecho a informar y ser informado, protegidos por la Constitución española, no depende de ninguna manera del medio utilizado para publicar la información. Aunque la aparición y el desarrollo de Internet plantean interrogantes legítimos, esto no afecte a los principios universales relativos a la libertad de expresión. Es simplemente absurdo que un juez puede considerar que este derecho se aplica a la televisión, radio o prensa escrita, pero no a Internet, al que no considera como un medio de comunicación social, sino como un "vector de propagación universal" sin la protección de las garantías constitucionales. De una concepción anacrónica de los medios de comunicación, que se encuentra sólo en los regímenes autoritarios encuentra aquí un eco del diseño peligroso de Internet. Algunos jueces españoles tienen la oportunidad de ejercer libremente su profesión dentro de la Unión Europea y deben asumir plenamente sus decisiones, a nivel local e internacional ", dijo Reporteros sin Fronteras.

"Pedimos a la justicia española que revise rápidamente esta condena que podría crear un precedente peligroso", dijo Reporteros sin Fronteras.

Fecha: 26/12/2009 07:25.


Añadir un comentario



No será mostrado.







Gatopardo

Es norma de Gatopardo,
si alguien se pone a tiro,
sea plebe, sea duunviro,
que no se escape sin dardo.
Si la víctima en cuestión
es melifluo y sin humor,
y persiste en el error,
va derecho al paredón.
Si es honesto ciudadano,
observador de la ley
y santurrón como buey,
le colgamos un campano.
Si mujer y sufridora,
y nos cuenta su diario,
que alegre su antifonario
y se haga acosadora.
Si tiene cierto interés
por mostrar carné y nombre,
que luego no se asombre
si recibe algún revés.
Bienvenidos los goliardos,
golfos, rebeldes y bordes,
mentes inmisericordes,
por apellido: Bastardos
Y que no nos den la lata
ni meapilas ni legales:
somos los Irregulares,
somos gente de Zapata.

Temas

Archivos

Enlaces

Bitacoras.com

TOP Bitacoras.com para México


Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris