Facebook Twitter Google +1     Admin


VICTOR ROTHSCHILD. ABSTENERSE CONSPIRANOICOS

20101118225745-espia2.jpg


     “No entiendo los escrúpulos ante el uso del gas. Estoy decididamente a favor de usar gas venenoso contra tribus sin civilizar”
(Winston Churchill, President of the Air Council, 1919)

      Uno de los compartimentos más secretos en la vida de Victor Rothschild es su relación con los experimentos e investigaciones de guerra bacteriológica llevados a cabo por Gran Bretaña antes, durante y después de la Segunda Guerra Mundial 1. De creernos su esbozo autobiográfico, llegaríamos a la conclusión de que sus funciones en la Segunda Guerra Mundial fueron las de un jefe de  TEDAX y las de Copero Mayor de Winston Churchill:

    “Durante la Segunda Guerra Mundial mi vida estaba dividida en dos partes: matemáticas y antisabotaje (…)

    El antisabotaje consistía: primero en identificar los puntos clave en Gran Bretaña y otros lugares que había que defender de saboteadores enemigos y, segundo, en desactivar bombas de sabotaje que estaban invariablemente camufladas en algo más (…)

    Pero, con mucho,  la tarea más difícil de todas era proteger a Winston Churchill. Además del placer evidente que sentía por el riesgo personal 2, Winston recibía continuamente puros desde todas las partes del mundo. Podía ser muy fácil impregnar uno de los extremos de un puro con cianuro o, mejor (en cierto sentido) con toxina botulínica, o poner dentro una pequeña carga explosiva que estallara cuando se encendiera. En consecuencia, las autoridades decidieron que había que enviar a analizar los cigarros de Churchill. Consultamos con Lord Cherwell para elaborar una técnica estadística. Una vez pasados los puros por rayos X, el Dr. Bruce White de Medical Research Council se encargaba del trabajo experimental. Le conté al Primr Ministro que sumergiamos algunos de los puros en una solución de agua salina, que inyectábamos a ratones y, según sus reacciones, él tenía sus puros o no. Le divirtieron los experimentos pero se disgustaba si había retrasos y, en ese caso, yo recibía mensajes iracundos3

Con este relato y el de la bomba escondida en una caja de cebollas españolas, que él mismo desactivó,4 cierra Rothschild su intervención con la armas y la guerra. Se dice que por esta acción se le concedió la George Medal meses después. Aunque, en Meditations se permite el lujo de la modestia, la condecoración, según nos cuenta Rose, fue bastante polémica. Sir David Petrie, Director General del MI5, no creía que desactivar bombas mereciese una George Medal, sobre todo si el condecorado era Lord Rothschild, joven al que Churchill y Hankey habían metido en el MI5 por oscuras razones. Churchill insistió en que se le concediese la George Medal, pero surgió el problema de definir qué cargo oficial ostentaba, en qué departamente o cuerpo se inscribía Victor Rothschild y cuáles eran los méritos concretos por los que se concedía la máxima distinción al heroísmo civil, aclaraciones que siempre embrollaron el curriculum de Rothschild. En la London Gazette de 4 de abril de 1944, al lado del relato pormenorizado de las hazañas de un operario montador del Ministry of Supply, que rescató a cuatro personas de un incendio, se publica el nombre de Victor, que destaca por su imprecisa brevedad:

    “Nathaniel Mayer Victor, Baron Rothschild, doctor, asistente de la Administración, del War Office. Por su trabajo arriesgado en circunstancias peligrosas” 5

      La prensa australiana dio otra versión quizás más ajustada a la realidad:

    “El Barón Rothschild, cabeza de la dinastía de banqueros millonarios, que está a cargo de trabajos científicos secretos, según se dice, de gran importancia militar, ha sido condecorado con la George Medal.
    “Estoy sorprendido-dijo cuando le dijeron que había ganado la medalla- pero si eso significa que he hecho daño a los nazis, estoy orgulloso y contento”
6
    La Casa Rothschild tiene cuentas pendientes con los nazis ya que sus miembros han sido perseguidos con saña, robados y encarcelados en Austria, Alemania y Francia.
7
    El Barón Rothschild tiene 33 años y ha estado trabajando en la “trastienda” del Ministry of Supply durante un tiempo (…)
8 

     En 1944, Victor Rothschid tenía el rango de Lieutenant Colonel 9 era jefe de la Sección B1(c) (Contra-sabotaje)10, y está documentado, hasta el momento, que trabajaba para los siguientes organismos:

—Chemical Warfare (más tarde Defence) Committee.
Porton Down
—M.I.R. Millitary Intelligence Research Branch
—Bacteriological Committee
—J.I.C
—C.I.D
—Chemical Board

      Como veremos, el Colonel Rothschild frecuentaba muchas trastiendas. Ni su propio jefe, Guy Liddell, tenía claro las relaciones de su subordinado con otros departamentos y organismos gubernamentales: “Lo que no tengo claro es la relación de Víctor con el War Room” —escribe perplejo, el 28 de febrero de 1945, después de cinco años de tenerlo a sus órdenes.

      La causa de esta confusión no radica tanto en el hermetismo de Rothschild como en el secretismo paranoide de su patria. Desde los años 30 Gran Bretaña ha impuesto a sus súbditos una censura absoluta sobre el tema de la guerra bacteriológica,  y ha mantenido durante decenios una política sistemática de destrucción o falsificación documental 11. Antes de 2005, cuando entra en vigor la UK’s FOIA (Freedom of Information Act) los sucesivos gobiernos destruyeron cualquier tipo de información que consideraban podía afectar a la seguridad nacional. Incluso cuando la FOIA entra en vigor, se introduce subrepticiamente una cláusula que permite destruir documentación que no se hayan solicitado.  Desde los National Archives y otros organismos bienintencionados se inicia una campaña amarillista de descubrir desclasificados “escandalosos” o sentimentales: información sobre OVNIS, amantes reales o batallitas ejemplares de ciudadanos patrióticos. Simultáneamente la documentación sobre las actividades del C.I.D (Committee for Imperial Defence), los experimentos bacteriológicos en Escocia, las extrañas capturas por los nazis de agentes del SOE (Special Operation Executive), la creación de “rat lines”, el intento por parte de militares británicos de salvar a colegas nazis de los juicios de Nuremberg, etc., sigue sin llegar y, cuando lo hace o son escandalosas falsificaciones o copias de originales “deteriorados por contaminación de amianto”, mineral que merece una O.B.E por los servicios que ha rendido a la Corona Británica.12

      Todos los científicos que intervinieron en la guerra química y bacteriológica que se desarrolló en el Reino Unido en los años 30 a 50 nunca mencionaron en sus currículos sus trabajos ni sus aportaciones. Por ejemplo del padre de la guerra química y mentor de Victor Rothschild, sir Harold Hartley 13  , la Royal Society of Chemistry dice:

 (Primera Guerra Mundial): “El período de posguerra en Balliol fue de gran actividad. Hartley dirigió su propia investigación sobre conductividad eléctrica de soluciones salinas no acuosas. Y animó a sus discípulos en sus propias investigaciones, a la vez que descubrió muy tempranamente la capacidad de C.N. (más tarde Sir Cyril) Hinshelwood, quien luego sería Presidente de la Royal Society.”
(Segunda Guerra Mundial): “En la Segunda Guerra Mundial presidió varios comités encargados de los suministros de petroleo, aviación y defensa del gas”14

      Harold Hartley, desde Junio de 1915, actuó como asesor de armas químicas (Chemical Adviser) de la 3rd Army. En 1917 fue nombrado por el Ministerio de Defensa ADGS “Assistant Director Gas Service”, encargado de todo lo referente a armamento con gas. En noviembre de 1918 se le ascendió a Controller en el Chemical Warfare Department (Departamento de Armas Químicas). En febrero de 1919 dirigió el equipo de los aliados que inspeccionó fábricas y arsenales de la Alemania ocupada. Le despertó una gran admiración la estrecha relación que mantenían las empresas químicas alemanas con  el ministerio de guerra y sus necesidades. En 1921, el gobierno lo envió a Berlín a interrogar a su alter ego alemán, su admirado Fritz Haber. Haber era el modelo del científico práctico, que había hecho del oficio de matar una herramienta precisa, eficaz y lucrativa. A él se debe el uso de clorina, en lugar de gas lacrimógeno, en los proyectiles usados por el ejército alemán en la Primera Guerra Mundial. Con la clorina se conseguía no sólo aturdir al enemigo, sino corroer toda mucosa que entrara en contacto con ella. En cuestión de minutos, los soldados gaseados en las trincheras, quedaban sin ojos y con los pulmones destrozados. No sabemos aún las cifras de muchachos franceses, italianos e ingleses que recibieron semejante muerte. En Gran Bretaña, los que se salvaron sufrieron secuelas de por vida y eran internados lejos del público para que no decayera la moral nacional.

      La eficacia de la clorina fue demostrada en una prueba, a la que asistieron otros científicos y futuros Premios Nobel, como Otto Hahn y James Franck Gustoav Hertz. En un solo ataque murieron 5.000 soldados y 10.000 fueron gravemente heridos. La producción de clorina fue un gran negocio para Haber y para el gobierno alemán. Haber creó varias empresas que exportaron clorina y todo tipo de armas químicas a quien lo solicitaban. Su hombre de paja era Hugo Stoltzenberg. Haber y Stoltzenberg ayudaron a España a crear la Fábrica de Armas Químicas de La Marañosa 15 y a gasear a la población de el Rif en la guerra con Marruecos, en 1922-1923. 

      En 1916 el Kaiser premia a Haber con la creación del Kaiser Wilhelm Institute para investigación de armas químicas y lo nombra director. En 1919, como los vencedores exigían que cesaran las investigaciones del Kaiser Wilhelm Institute, Haber creó la Deutsche Gesellschaft für Schädlingsbekämpfung mbH (Degesch) (Compañía alemana de Control de plagas). La Degesh patentó otro invento de gran utilidad y eficacia para Alemania:el Zyklon B con el que se gaseó a millones de personas. El pesticida llevaba años siendo usado para matar ratas y desinfectar a los mexicanos que entraban en Estados Unidos 16.

      La historia empresarial de las distintas compañías que se lucraron con el Zyklon B es conocida, así como la vergonzosa historia del juicio a I.G Farben en Nuremberg y la protección que los aliados dieron a los industriales nazis 17

      A Haber le dio tiempo de colaborar y asesorar con el gobierno de Hitler. Fue expulsado no por su condición de judío,  sino porque había fracasado en un intento de extraer oro de agua del mar. Cuando llegó a Inglaterra, William Pope, catedrático de química de Cambrige lo recibió con los máximos honores. Otros colegas se negaron. Haber murió repentinamente en Basilea en 1934. Acababa de aceptar de Chaim Weizmann la presidencia del Physical Chemistry Department of the Daniel Sieff Institute in Rehovot.18

      El Weizmann Institute le dedicó unas sentidas palabras de recuerdo:

    “La historia de Fritz Haber es el símbolo de la tragedia del científico judío, que sufre el conflicto entre su judaismo y su patriotismo alemán.” 19

      La falta de escrúpulos, compasión, o límite ético a la experimentación que el Weizmann Institute llama patriotismo no anda lejos de la realidad. Las guerra química supuso un gran avance para la industria alemana y británica y un reto para los burócratas de la guerra y los científicos de la época. En la primera guerra mundial se experimentó con toda clase de sustancias tóxicas con el enemigo. En la segunda, con la propia población civil y soldados. Los científicos anotaban los resultados inmediatos de sus “experimentos de campo” y los daños a medio y largo plazo o eran negados o eran minimizados por los procedimientos más chuscos. Por ejemplo, las consecuencias neurotóxicas 20 de los gases empleados en la primera guerra mundial no fueron reconocidas oficialmente. Las autoridades militares, y tras ellas las médicas, inventaron el Combat stress reaction (CSR), o shell shock que incluía cualquier síntoma que pudiera dar derecho a baja o pensión de invalidez. Los militares clasificaban a las víctimas como “heridos” o “enfermos”. Los “heridos” habían demostrado su patriotismo con pruebas irrefutables y palpables de contacto con el enemigo, como una pierna de menos o medio rostro volado. Los “enfermos” eran cobardes que fingían convulsiones y desorientación para no volver al frente. A éstos, en el mejor de los casos, se les negaba cualquier pensión o derecho. En el peor, eran fusilados.

      En la primera guerra mundial, en Gran Bretaña, fueron fusilados por cobardía 306 muchachos, de edades entre 16 y 21 años 21.  Como ocurre hoy con el Síndrome de la Guerra del Golfo, el reconocimiento de sus víctimas por parte del gobierno significaría, aparte de las compensaciones económicas, admitir formalmente el uso de armas prohibidas por tratados internacionales. La connivencia de la Medicina y los distintos departamentos de Biología de las universidades británicas con los intereses militares y de la industria no es un fenómeno de hoy. 

      En este entramado de intereses, Hartley fue el encargado de reclutar cientícos y colocarlos en puestos clave de la industria y de las empresas del gobierno. El organigrama mental de las ambiciones científicas de Hartley era el calco del sistema económico británico. Sus concepciones de la ciencia revelan una inteligencia brillante, adaptable e inquisitiva. Hartley previó la importancia de la biotecnología como siguiente grado en la sofisticación de la industria armamentística y de la carrera por el poder. Nunca formó parte ni presidió un comité o empresa de la que no sacara rendimiento operativo, fuera en el plano científico o en el político. Estuvo siempre presente en los núcleos estratégicos y cuando se jugaban los intereses económicos más decisivos de su país. Su forma de actuar fue tan discreta o su conocimiento de las cloacas de la ciencia y del poder tan extensos que su biografía está por escribir, la Enciclopedia Británica lo ignora y la Royal Society empalideció su figura con una semblanza anodina. Éste fue el hombre que descubrió el talento del joven Victor Rothschild, quien lo introdujo el el sancta sanctorum del poder científico y quien lo protegió durante años, cuando Lord Rothschild ya era aparentemente un personaje poderoso. Victor Rothschild no reconoció públicamente a su mentor y modelo. En su autobiografía sólo nos cuenta de él:

    “Por aquel tiempo (1928) llegó a Harrow un tipo muy agradable con una levita y una mirada chispeante y me ofreció una beca para Cambridge que gané. Se llamaba Harold Hartley y más tarde llegó a ser un gran amigo mío. Yo lo admiraba mucho”22

Sin embargo, muy en la tradición del buen agente de inteligencia, Victor Rothschild utilizó el método de flotsam (vestigios del naufragio) y nos dejó las pistas de la historia a través de su biógrafo autorizado Kenneth Rose, que fue insertando la información sin contexto histórico ni explicaciones. En su intento por trivializar la cuestión y tratarla de la forma más confusa posible, Rose consiguió un párrafo antológico de desinformación

    “Diez años después (del examen de Harrow), poco después de que estallara la guerra en 1939, Hartley invitó a Victor a que fuera su “personal assistant” y lo hizo miembro de un comité secreto “para crear y analizar nuevas propuestas de guerra química, en todas sus dimensiones”. En noviembre, visitó el centro secreto de investigación química de Porton Down y mantuvo correspondencia con Sir Henry Dale, premio Nobel y asesor científico del War Cabinet, sobre experimentos con “membranas secas de colodion de porosidad mesurable”. No había cumplido treinta años y ya estaba a las puertas de Whitehall, pero era la puerta equivocada, porque no era químico y tenía poco que aportar en ese campo.
    Encontró un empleo más satisfactorio en el MI5
23

      Para entender el papel de Victor Rothschild en la investigación de armas químicas y biológicas hay que tener en cuenta:

     Los años previos a 1939 donde distintos países llevan a cabo este tipo de investigación e industria: Alemania, como ya hemos visto, Francia, Canadá y Estados Unidos.

      La incorporación de los avances científicos en biología (virología) a la investigación sobre armamento y el papel decisivo de ciertos individuos, como Hankey, Banting o el mismo Hartley que, sin ser biólogos, previeron la importancia que llegarían a tener las nuevas armas.

      Los experimentos y descubrimientos en armas químicas o biológicas, además del lógico secreto que requerían por razones obvias (competencia entre industrias y países) estaban camuflados siempre bajo el rótulo: investigación de carácter defensivo, que era la argucia legalista que Francia había encontrado para burlar el cumplimiento del tratado de Ginebra de 1925 24 que habían firmado Gran Bretaña, Alemania o Estados Unidos. Por tanto, en los documentos que hoy leemos, hay que tener en cuenta este formalismo para su correcta comprensión, porque, como veremos, había que aducir que el enemigo tenía ese arma y se proponía atacar con ella, para justificar la investigación y los experimentos en ese campo. Según el momento histórico o los intereses políticos se requería una justificación más o menos fundamentada.

      No todos los estamentos e individuos en Gran Bretaña aceptaron con el mismo entusiasmo los avances en el nuevo armamento químico y bacteriológico, unos por razones éticas, otros porque desconfiaban de su eficacia y otros simplemente porque no entendían nada de ciencias. Un personaje clave que, en 1939, llevaba años trabajando en la promoción de armas químicas y biológicas es Maurice Hankey, el llamado “Man of Secrets”, Secretary en distintos cargos del gobierno desde la primera guerra mundial. El silencio sobre su nombre que se impuso después de la Segunda Guerra Mundial fue tal que sólo en los últimos años se ha desmentido documentalmente la leyenda de su rechazo a las armas químicas y biológicas y se ha revelado su verdadero trabajo desde 1934 hasta 1945 25.

 Eliah Meyer. Fragmento de "Smog in the eyes": Informes inclasificables del espionaje inglés.

NOTAS

Que yo sepa, hasta 2001 no se cita a Victor Rothschild como integrante esencial de los distintos cómites de armas bacteriológicas:  Brian Balmer, Britain and Biological Warfare: Expert Advice and Science Policy, 1930-65 , pp.47-52, obra de gran interés y excelentemente fundamentada.

2  El único incidente reseñado por sus partidarios donde Winston Churchill fue presa del pánico ocurrió en Nassau a principios de 1932, cuando un coche conducido por un negro pasó cerca de él a gran velocidad. “Se le quedó la cara blanca como el papel y empezó a sudar copiosamente” cuenta su guardaespaldas Walter Thompson. Seguramente el terror lo causó tanto la velocidad del coche como la raza de su conductor. Los testimonios documentales sobre el racismo de Churchill van creciendo año a año y están dando mucho trabajo a sus exégetas para explicarlos. (Walter Thompson, Beside the bulldog, p.75)

(Meditations of a broomstick, pp.25-26) Esta forma tan cretina de magnicidio sería inverosímil si no supiéramos que, años más tarde, la CIA intentó deshacerse, reiteradamente y también con gran aparataje científico, de Fidel Castro con el mismo método y nulos resultados. La impronta  británica en el poco seso de Angleton dejó escritas en la historia de Estados Unidos hazañas inolvidables.

“Examination of a crate of  onions near Northampton” (Meditations, pp.29-32). El documento es la transcripción literal del dictado que Rothschild hace, con teléfono de campaña, a Miss Cynthia Shaw –“situada a considerable distancia, por razones obvias”- mientras está desactivando la bomba. El texto, además de demostrar un innegable aplomo y valor, revela una mente analítica y científicamente ordenada en condiciones de tensión máxima, que habrá que tener en cuenta a la hora de evaluar o comprender reacciones de Victor Rothschild en otros momentos.
    Hay una contradicción en la datación del suceso. Rothschild habla de "A Field Telephone Conversation, 10 February 1944”, pero, Guy Liddell, el 2 de febrero de 1944, anota en su diario: “Victor me llamó para decirme que acababa de desactivar una bomba descubierta en una caja de cebollas en Kettering. La bomba consistía en una serie de trozos (tarugos o blocks) de TNT y dos temporizadores alemanes envueltos en plástico. Debido a algún defecto mecánico, los temporizadores se habían parado, pero, por algún golpe que han recibido en el traslado desde los muelles, uno de ellos ha empezado a funcionar y habría estallado en una semana” .

5   CENTRAL CHANCERY OF THE ORDERS OF KNIGHTHOOD.
St. James’s Palace, S.W.I.
4th April,
1944.
    The KING has been graciously pleased to give orders for the undermentioned awards of the George Medal and of the British Empire Medal, and for the publication in the London Gazette of the names of the persons specially shown below as having received an expression of Commendation for their brave conduct.
Awarded the George Medal:
    — Robert Brinley’ Jenkins, Mechanical Maintenance Fitter, Royal Ordnance Factory, Ministry of Supply.
    An explosion occurred at a factory. Fire broke out immediately and the building was filled by blinding smoke of a chemical origin. Another explosion followed quickly on the first. It wrecked the roof of the building and heavy beams fell in and ’large pieces of masonry were hurled from the walls and door arches. Jenkins, who was about fifty yards away, immediately ran to the wrecked and burning building and was the first man to enter. Firemen provided a water curtain which alone made this possible. Single-handed he rescued four men and later, with the hedp of others, recovered the body of a man buried under masonry and helped to carry it from the building.
    By his promptness in running to the rescue at the sound of the first explosion, his cool courage in groping his way into the building not only once, but again and again, and the speed with which he worked, Mr. Jenkins saved the lives of four men. Only when he was satisfied that all casualties were out, did he actually get clear of the building.
    Nathaniel Mayer Victor, Baron Rothschild, Ph.D., Administrative Assistant, War Office.
    For dangerous work in hazardous circumstance
(1548 SUPPLEMENT TO THE LONDON GAZETTE, 4 APRIL, 1944)

6   Lo cierto fue que Victor Rothschild pilló un cabreo monumental cuando pensó que, en lugar de la George Medal, le podrían conceder la más modesta MBE. En una carta a su amigo Duff Cooper confiesa en su mejor estilo sarcástico:
    “…aunque soy conciente de que hay capitanes mercantes que nadan durante horas al tiempo que apuñalan tiburones o le cortan los brazos a varones ahogados que se aferran al cuello de damas a punto de ahogarse y se les ha dado la M.B.E por su valentía y de que mis actividades no se diferencian mucho de éstas, una MBE se interpreta como que has estado trabajando como subordinado en la Estación de Paddington durante un período superior a 30 años (…)
     Tengo que confesarte que, en ese punto, estaba algo deprimido, porque, aunque no esperaba recibir la George Medal (sabiendo por lo que la gente la consigue) , esperaba, al menos, que se me evitara ser  asociado como miembro de la forma más baja de funcionariado” (Rose. Elusive Rothschild, p.70)

(7) Efectivamente, los Rothschild, además de sufrir el expolio de propiedades y decenas de miles de objetos de arte, sufrieron su parte del Holocausto: Elisabeth de Rothschild fue quemada viva en un horno crematorio en Ravensbrück, Aranka von Wertheimstein, tía de Victor, una anciana de setenta y cinco años casi ciega, fue golpeada hasta la muerte con ganchos de carnicero  por guardias de las  SS  a las puertas de Buchenwald, Jean Pierre Reinach, casado con Naomi Rothschild, fue capturado y ejecutado durante una misión del SOE en Francia, Elie y Alain de Rothschild. lugartenientes en el ejército francés, fueron  denunciados por sus compañeros a los alemanes, y estuvieron encarcelados en el campo de concentración de Niemburg sur Weser (Oflag XB) en Baja Sajonia durante cinco años, el baron Louis de Rothschild se salvó de la muerte sólo tras el pago de un enorme rescate. Vid.:
Elisabeth de Rothschild:
Baron Philippe de Rothschild, Milady Vine, Jonathan Cape, London, 1984, pp.107 sigs
Aranka (Arnka) (Edler) von Wertheimstein:
Miriam Rothschild: Walter Rothschild, the man the museum and the menagerie, pp. 322-323, n.8
Kenneth Rose: Elusive Rothschild, p.81
Victor Rothschild: “The situation in Palestine” (House of Lords, 31 julio 1946).Reprod en Meditations:p. 34
Jean Pierre Reinach:
François Boulet  Leçon d’histoire de France: Saint-Germain-en-Laye : des antiquités ... p.512
William Stevenson, Spymistress, pp. 193 y 195
Les mémoires de Georges Pirot :

    La historia de Reinach, que ha sido silenciada durante decenios, forma parte de la oscura historia de las operaciones del SOE, solo o en colaboración con la Resistencia, que acabaron con sus agentes, traicionados,  en manos de los nazis. Vid. Cap. Vera Atkins y Gilbert Dericourt.
    Sobre el rescate de Louis de Rothschid, puede leerse la noticia en la prensa americana: GERMANY: Rothschild Ransomed ,Monday, May. 22, 1939:

 8   The Sydney Morning Herald,   Thursday 6 April 1944
HURTING THE NAZIS

GEORGE MEDAL FOR BARON ROTHSCHILD 

OUR STAFF CORRESPONDENT AND A.A.P.
    LONDON April 5-Baron Rothschild head of the millionaire banking family, who is engaged in secret scientific work, said to be of great military value, has been awarded the George Medal
    I am surprised," he said, when told he had won the medal, ’ but if It means hurting the Nazis, I am glad as well as proud .
    The House of Rothschild has a long score to settle with the Nazis for its members have been gaoled robbed and hounded from Austria Germany and France
    Baron Rothschild is 33 and for some time has been attached to the Supply Ministry “back room “. He succeeded his uncle in the peerage seven years ago, when he was already recognised as a first-class research worker specialising in problems of bio-physics.
    The announcement in the London Gazette" merely says the award is for dangerous work in hazardous circumstances "

El equivalente en la escala del ejército español es teniente-coronel. Era frecuente la abreviación “Colonel Rothschild” (por ejemplo, en los documentos de la Ardelia Hall Collection se habla indistintamente de Col. O Lieutenant Colonel Rothschild) . Aunque Rose y otros autores insisten en que los rangos militares tenían únicamente valor operativo para facilitar el desarrollo de ciertas misiones, no es éste el caso. La valoración de su trabajo como jefe de contrasabotaje y experto en contra-inteligencia la hallamos en los elogios del presidente  Truman y en las dos condecoraciones con las que USA premia su apoyo: US Legion of Merit (1946) y la Bronze Star(1948):
     “Como oficial de contra-sabotaje del British War Office, fue considerado uno de los más grandes expertos del mundo en esta rama de la inteligencia militar. Dedicó generosamente todo su tiempo y energía a entrenar oficiales americanos para que se convirtieran en especialistas de anti-sabotaje. Escribió y editó muchos manuales técnicos usados como libros de texto por el Ejército de Estados Unidos (US Army), especialmente por técnicos en desactivación de explosivos y personal de contra-inteligencia. Entrenó a muchos equipos de sabotaje en Francia, que fueron aceptados con entusiasmo como unidades de campo y cuyas misiones destacaron por su éxito.
    Los servicios del Colonel Lord Rothschild instruyendo al personal del ejército americano contribuyeron en gran medida al triunfo de los aliados y fortalecieron las relaciones de cooperación anglo-americana”
(Rose, p.80) Los libros mencionados no figuran en ningún curriculum de Rothschild. A veces aparece algún artículo en coleccionistas de género, p.e. Lt. Col. Rothschild.- “Assault Service Gas Mask”. Chemical Warfare Bulletin Vol. 29 No.7.November 1943. Washington D.C.: Chief of the Chemical Warfare Service

10   Se han escrito muchas bobadas sobre cuándo, cómo y por quién entra Rothschild en el MI5. Los Diarios de Liddell dan las fechas exactas de su paulatina incorporación:

    15 febrero1940 .-
“A petición de Godfrey he visto a Lord Rothschid que está investigando sobre sabotaje para el M.I.R. Lord Rothschild cree que sus experimentos, que en un principio han tenido una finalidad ofensiva, podrían sernos de utilidad si los formulaba para una política defensiva. Le he contestado  que, hablando en términos generales, lo que queríamos era dar respuesta a un director de una fábrica que nos dijo: “¿En caso de un problema de sabotaje a gran escala díganme qué esperan que haga?. Ha entendido la cuestión y va a consultarlo con el J.I.C que está estudiando el problema. Ha dicho que intentará mantenernos al tanto de las armas bacteriológicas.” (Liddell, 15/02/1940)
    
    El Rear-Admiral John Godfrey es el jefe de los Servicios de Inteligencia Naval (1939-1942) y candidato propuesto por Churchill para Director General del MI5, cargo que fue a parar Sir David Petrie (candidato de Hankey) en 1940. Godfrey fue considerado uno de los mejores directores de inteligencia de la historia.
    El M.I.R (Military Intelligence Research) fue un organismo de investigación militar creado en 1938, dependiente del War Office. En 1939 se incluyeron en el M.I.R todos los grupos de sabotaje e investigación secretos creados por Churchill como “defensa paramilitar” ante la amenaza alemana y espionaje de miembros ingleses filo-nazis.

11   1. Vid.Publication of official documents in extenso, otherwise than by the Stationer  Office, should only be allowed exceptionally”
(T H E  P U B L I C A T I O N OF INFORMATION FROM CABINET DOCUMENTS. 10th May, 1946. (CAB/129/9 olim CP . (46) 188) p.3)
    2. Decisiones tomadas en relación a los archivos alemanes incautados: 14 octubre de 1952. anotaciones por Norman Brook, Cabinet Secretary de Winston Churchill (CAB/195/10 de los National Archives)
    A.E (Anthony Eden, Secretary of State for Foreign Affairs): “Podemos copiarlos antes de devolverlos y podemos “perder” alguno si queremos. Los C.O.S (Chiefs of Staff) (EstadoMayor de la Defensa) están preocupados por algunos. Quieren sólo hablarlo con U.S y Francia. Mientras tanto podemos seguir con los documentos diplomáticos”.
     A.H (Anthony Heath, Secretary of State for War): “el S.I.S, mensajes cifrados, interrogatorios de aliados por alemanes…”
    J.P.L.T (James Purdon Lewes Thomas, First Lord of the Admiralty): (lo referente a) “minas antisubmarino, misiles teledirigidos, eso preferiríamos retenerlo”
    de L’I  (William Sidney, Viscount De L’Isle, Secretary of State for Air): “Identificación de objetivos”
     Memorandum aprobado: El M/D (ministry of Defence) con el C.O.S tienen poderes discrecionales para destruir (documentos)

   
    3. Documentos del S.O.E: destruidos en un 80%:
    “Unfortunately, the vast majority of SOE operational files have not survived. Many were destroyed in a fire at SOE’s headquarters shortly after 1945 and some files, particularly personnel files relating to administrative staff seconded from the armed services were destroyed at the end of the war. As there was no central registry and no indication of the file series it is difficult to estimate overall losses, though these have been estimated as being as high as 80 percent. However, surviving SOE records can be found in department code HS”.

    “HS 9 - SOE Personnel Files (PFs) were transferred to The National Archives in 2003. As with SOE operational records many PFs were destroyed, particularly those of junior SOE staff, whilst others were damaged, or contain extracts that continue to be retained under section 3 (4) of the Public Records Act (1958). The aforementioned fire at SOE’s offices is thought to have destroyed a further 3000 PFs. Other absences are explained by the fact that many PFs were transferred to the personal files maintained of other government agencies for which an individual agent subsequently worked.Because of the sensitive personnel nature of many of these files the Lord Chancellor has stated that SOE personnel files remain closed for the lifetime of the individual concerned (i.e. for 100 years from 1930). If a researcher can demonstrate that the person whose file they wish to examine was in fact born more than 100 years ago, or is deceased, or indeed if you are a living SOE agent and wish to examine your own file, then The National Archives will make the relevant record available. Please note, however, that application for disclosure, enclosing any copies of evidence of date of both, or of death, of the subject, must be made in writing to The National Archives and, because of the physical arrangement of the records, an estimated two weeks should be allowed after the approval of the Lord Chancellor before the record can be made available.
http://www.nationalarchives.gov.uk/catalogue/RdLeaflet.asp?sLeafletID=32&j=1

    4.Documentación del MI5: 175.000 informes destruidos entre 1909 y principios1970 + 180.000 en los años 90:

     “The KV series is accruing; additions are made bi-annually. However, the records of Security Service are necessarily incomplete. Between 1909 and the early 1970s more than 175,000 files were destroyed ’as obsolete or because of major contractions in the service,’ primarily in the aftermath of the two world wars though some were microfilmed prior to destruction, and where these records have now been released, the records transferred to The National Archives are paper print outs (of varying quality) from those films. Following the realisation that the destruction of relevant records was hampering its investigations there followed a brief interregnum during which all files were preserved ’indefinitely’. However, following the fall of Soviet Communism in the early 1990s and the associated decline of ’the threat from subversion’ a policy of review and destruction was again instituted leading to the destruction of a further 180,000 files.” 

     5. Para más información, es muy interesante consultar: http://www.cfoi.org.uk/opengov.html

12 Ejemplos de documentos afectados por contaminación por arbestos y sólo consultables en “copias”:
     1.WO 188  War Office, Ministry of Supply, Ministry of Defence: Chemical Defence Research Department and Chemical Defence Experimental Establishment, later Chemical and Biological Defence Establishment, Porton: Correspondence and Papers Intelligence on Development of Biological Warfare by the enemy.
    Record Summary
    Scope and content :Research into use of anthrax and other poisons for biological warfare
    Covering dates:1941-1946
    Note    Copy: original destroyed due to asbestos contamination
     Held by  The National Archives, Kew
     Legal status    Public Record(s)
     Access conditions      Retained Until 2009
     Record opening date  09 Apr 2009
   
    2. DEFE 31  Ministry of Defence - Defence Intelligence Staff: Director General of Intelligence, later Chief of Defence Intelligence; Deputy Chief of Defence Staff (Intelligence); Directorate of Management and Support of Intelligence; and Defence Intelligence Staff Secretariat: Registered Files.
     Record Summary
     Scope and content: Intelligence general: Northern Ireland
     Covering dates           1969-1970
     Note    Copy: original destroyed due to asbestos contamination
     Held by            The National Archives, Kew
     Former reference (Department)        D/DISSEC/22/1/11 Pt 2
     Legal status    Public Record(s)
     Access conditions :Retained Until 2009
     Record opening date: 25 Sep 2009

13  Sobre el papel de Harold Hartley en la guerra química y bacteriológica, vid. David Edgerton, Warfare State:Britain 1920-1970, de, p. 127, n.81): http://books.google.es/books?id=PKq5AJJFl0EC&

14   E. J. Bowen “Obituary: Sir Harold Hartley, G.C.V.O., C.H., C.B.E., M.C., F.R.S.” Journal of. Chemical Society Faraday Trans. 1, 1972, 68,
http://www.rsc.org/publishing/journals/F1/article.asp?doi=F1972680X001

15  Sobre las relaciones entre las industrias bélicas alemanas y españolas, vid el interesante artículo: Jean-François Berdah Military Rearmament and Industrial Competition in Spain: Germany vs. Britain (1921-1931)
http://hal.inria.fr/docs/00/18/04/98/PDF/Military_Rearmament_Industry.pdf

16   www.thefirstpost.co.uk/7083,news-comment,news-politics,how-mexican-immigration-inspired-the-nazis.

17   Vid. Y Glen Yeadon& John Hawkins, The nazi hydra in America, caps. 6 y 8

18 S. Ramaseshan “The amoral scientist . Notes on the life of Fritz Haber”
http://www.iisc.ernet.in/currsci/oct25/articles35.htm

19    http://www.weizmann.ac.il/WIS-library/haber.htm

20   J.A.Valciukas, Foundations of Environmental and Occupational Neurotoxicology  pp 180-181 y 568 y sigs.
Y especialmente Michael R. Dobbs Clinical neurotoxicology: syndromes, substances, environments, p. 191 y sigs :

21   http://www.bbc.co.uk/history/british/britain_wwone/shot_at_dawn_01.shtml#three.

22  Meditations, p. 16.

23  Rose, 65. Es digno de notar -y de nota- que ni Victor Rothschild ni Miriam Rothschild ni ningún científico de los que entran en la extensa nómina de agradecimientos tuviera la compasión de hacerle mejorar semejante dislate. Que Rose solventara el papel de Rothschild en la investigación de armas bacteriológicas con una cita de Meditations y una carta de Hartley (Vid. Cap. Fuentes, p. 302) sólo puede indicar una disyuntiva: o es un escritor de la escuela “fa presto” o no quería malquistarse con el biografiado. Rose podría haber recurrido a la Official Secrets Act y haber salido más airoso de la situación.´

24  Texto de la Biological and Toxin Weapons Convention
     Protocol for the Prohibition of the Use in War of Asphyxiating, Poisonous or other Gases, and of  Bacteriological Methods of Warfare.  Signed at Geneva, June 17, 1925.
     French and English official texts communicated by the President of the Council, Minister for Foreign     
     Affairs of the French Republic.  The registration of this Protocol took place September 7, 1929.
    THE UNDERSIGNED PLENIPOTENTIARIES, in the name of their respective Governments :
    Whereas the use in war of asphyxiating, poisonous or other gases, and of all analogous liquids, materials or devices, has been justly condemned by the general opinion of the civilised world; and
    Whereas the prohibition of such use has been declared in Treaties to which the majority of Powers of the world are Parties; and To the end that this prohibition shall be universally accepted as a part of International Law, binding alike the conscience and the practice of nations;
     DECLARE:
     That the High Contracting Parties, so far as they are not already Parties to Treaties prohibiting such use, accept this prohibition, agree to extend this prohibition to the use of bacteriological methods of warfare and agree to be bound as between themselves according to the terms of this declaration.
     The High Contracting Parties will exert every effort to induce other States to accede to the present Protocol. Such accession will be notified to the Government of the French Republic, and by the latter to all signatory and acceding Powers, and will take effect on the date of the notification by the Government of the French Republic.
     The present Protocol, of which the French and English texts are both authentic, shall be ratified as soon as possible. It shall bear today’s date.
     The ratification of the present Protocol shall be addressed to the Government of the French Republic, which will at once notify the deposit of such ratification to each of the signatory and acceding Powers.
     The instruments of ratification of and accession to the present Protocol will remain deposited in the archives of the Government of the French Republic.
     The present Protocol will come into force for each signatory Power as from the date of deposit of its ratification, and, from that moment, each Power will be bound as regards other Powers which have already deposited their ratifications.

     France

     (1) The said Protocol is only binding on the government of the French Republic as regards States which have signed or ratified it or which may accede to it. (2) The said Protocol shall ipso facto cease to be binding on the government of the French Republic in regard to any enemy State whose armed forces or whose allies fail to respect the prohibitions laid down in the Protocol.

http://www.brad.ac.uk/acad/sbtwc/keytext/genprot.htm

25 Gracias a Balmer, op.cit.  S.k. Prasad  Biological War, Volume 1. Prasad, que ha leído a Balmer, habla extensamente de Hankey pero se abstiene de mencionar a Rothschild.

 OTROS ARTÍCULOS DE ELIAH MEYER RELACIONADOS:

NÚREMBERG: VENCEDORES ENAMORADOS DE VENCIDOS

* DIARIOS DE GUY LIDDELL, DIRECTOR DE CONTRAINTELIGENCIA DEL MI5 DURANTE LA 2ª GUERRA MUNDIAL

* EXPERIMENTOS CON ARMAS QUÍMICAS Y BACTERIOLÓGICAS. PORTON DOWN: GASEADOS POR LA PATRIA

18/11/2010 16:06. Editado por Gatopardo enlace permanente. ELIAH MEYER

Comentarios > Ir a formulario



No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.







Gatopardo

Es norma de Gatopardo,
si alguien se pone a tiro,
sea plebe, sea duunviro,
que no se escape sin dardo.
Si la víctima en cuestión
es melifluo y sin humor,
y persiste en el error,
va derecho al paredón.
Si es honesto ciudadano,
observador de la ley
y santurrón como buey,
le colgamos un campano.
Si mujer y sufridora,
y nos cuenta su diario,
que alegre su antifonario
y se haga acosadora.
Si tiene cierto interés
por mostrar carné y nombre,
que luego no se asombre
si recibe algún revés.
Bienvenidos los goliardos,
golfos, rebeldes y bordes,
mentes inmisericordes,
por apellido: Bastardos
Y que no nos den la lata
ni meapilas ni legales:
somos los Irregulares,
somos gente de Zapata.

Temas

Archivos

Enlaces

Bitacoras.com

TOP Bitacoras.com para México


Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris